El Tiempo en Posadas
El tiempo - Tutiempo.net
El Tiempo en Iguazú
El tiempo - Tutiempo.net

Incendios y sequía en Corrientes: productores evalúan pérdidas por más de $25.000 millones

Productores agropecuarios relataron la catastrófica situación que enfrentan por los incendios y sequía en el Litoral Argentino, afectando a cinco provincias: Misiones, Corrientes, Entre Rios, Chaco y Formosa, durante el encuentro realizado este viernes en la sede de la Sociedad Rural de Mercedes, a la asistieron representantes de la Mesa de Enlace.

 

 

Por Patricia Escobar

@argentinaforest

 

CORRIENTES (12/2/2022).- Los productores nucleados en las entidades que conforman la Mesa de Enlace reclamarán más ayuda oficial, ya que “las ofrecidas no alcanzan para cubrir las pérdidas” ante los incendios fuera de control en algunas provincias, como Corrientes y los estragos producto de la sequía.

En Corrientes, las consecuencias del fuego impactaron sobre ganadería, forestación y todo tipo de cultivos, afectando el turismo y el ecosistema de los Esteros del Iberá, superando al 7 de febrero las 519 mil hectáreas, según el último informe del INTA este viernes.

Los productores de las cinco provincias del Litoral se concentraron en la localidad correntina de Mercedes, que este viernes estuvo arrasada por las llamas: “La situación es catastrófica, más de medio millón de hectáreas prendidas fuego en la provincia de Corrientes”.

La Comisión de Enlace de Entidades Agropecuarias emitió una declaración donde expresó su preocupación ante la situación que viven los productores. Dirigentes de las cuatro entidades expresaron que “en Corrientes ya se perdieron más de 25 mil millones de pesos, datos que surgen de un relevamiento presentado por los propios productores. La provincia de Misiones arrastra un período seco que lleva casi 3 meses, sumado a un 2021 que fue el año con menos lluvias registradas de las últimas 5 décadas”, indicaron.

 Las pérdidas son cuantiosas y complejas de calcular pero se estima que solamente en Corrientes superan los $25.000 millones. Del total de las hectáreas afectadas, Corrientes es el distrito más afectado con 519.000, seguido por Misiones (30.000), Chaco (22.000), Formosa (29.000) y Entre Ríos (38.000).

Seguido, señalaron que el mismo fenómeno climático afectó al 90% de las hectáreas productivas de Entre Ríos con pérdidas económicas en su diversidad productiva. En Corrientes los incendios ya arrasaron más de 300 mil hectáreas convirtiendo los campos en una línea de fuego casi imposible de controlar. En Chaco y Formosa la sequía pegó fuerte en la actividad ganadera y en la zona agrícola donde los rendimientos serán inferiores a los estimados”, adelantaron.

Un relevamiento realizado por el INTA determinó que las afectaciones totales por incendios en las mencionadas provincias llegan a las 500 mil hectáreas con impacto en diversas producciones como forestal, ganadera, tabaco, agricultura, yerbatera, citrícola, algodonera, bananera, etc. “A este número hay que sumarle las cuantiosas pérdidas por la sequía y daños irreparables que hoy no se pueden calcular”, señalaron.

Por todo lo expuesto, los referentes de la Comisión (CEEA) remarcaron que las alteraciones producidas por el cambio climático no son un fenómeno eventual, por lo que se sabe que no alcanza con las declaraciones de emergencia.

“Por ello reclaman a las autoridades provinciales y nacionales que pongan a disposición de los productores herramientas modernas para combatir estos flagelos y un eficiente apoyo financiero e impositivo para recuperar el capital de trabajo que permita reencauzar la actividad productiva”, concluyeron en el documento de resumen del encuentro.

La reunión entre los productos damnificados y los dirigentes de la Mesa de Enlace contó con las presencia de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Jorge Chemes; el presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), Nicolás Pino; el Consejero de Coninagro, Nicolás Carlino, y el Director de Federación Agraria Argentina (FAA), Martín Spada.

“Vinimos a acompañar a los productores del litoral porque la están pasando muy mal. Nos preocupa la situación no solamente de hoy, sino también lo que viene después de esta catástrofe porque no va a ser fácil levantarse de este golpe. A este medio millón de hectáreas que se quemó, hay que sumarle los daños que está produciendo la sequía y que hoy no se pueden estimar. El escenario es aterrador”, concluyó Nicolás Pino.

Por su parte, Jorge Chemes, presidente de CRA, al hacer uso de la palabra en la reunión, señaló: “Recorrer esta zona uno siente una angustia muy grande y nunca me pasó algo así. Hoy teníamos que estar acá escuchándolos a ustedes y acompañarlos moralmente. A partir de ahora vamos a tener que exigirle al Gobierno una visión diferente del desastre que se esta viviendo. Ante una situación inédita se necesitan decisiones inéditas. Aguardamos que los funcionarios nos escuchen, y que el campo sea visto como tiene que ser”.